La verdad

Cruel o hermosa, depende de nosotros, sin embargo, siempre esencial y necesaria… igual que la persona que amamos y tanto o más que el aire que respiramos. Que sentido puede tener la vida de quién voluntariamente se hace ignorante de ella? Mitigaría su miseria ante su conciencia?
Determinada, determinante, ni culpable ni inocente, es universal y una sola. Se dará conocer aunque se encuentre bajo condición suspensiva… indefectiblemente, en algún momento brotará como agua de manantial, saldrá a la luz de cualquier manera, incluso de la menos esperada. Esto es tan seguro como la muerte, tan seguro como que la tormenta pasará y más temprano que tarde brillará más que el sol, tan seguro como el amor de una madre… y como que el SEÑOR existe

Margarita

A mi me tocó una flor
El Señor me regaló una Margarita
Que les puedo decir?
No hay más bonita
Trajo consigo
Esa conexión de alma, corazón y ombligo
Que te hace hijo, familia y amigo
Todo eso junto y más
Sus pétalos no juegan al azar, en cada uno me dice que me quiere
Su amor es inconmensurable y eterno
No conoce de medidas, tiempo ni distancia

El tiempo

El tiempo es mental, relativo, de orden, limitado y comparativo

La mentira no lo resiste y es aliado fiel de la verdad

Solo existen dos tiempos reales

El tiempo en el que se nace y el tiempo en el que se muere

A veces hasta se detiene… de diversas formas y siempre contigo

Tarde no existe, siempre es ahora

Para vengarme de él -a mis casi cincuenta menos cinco- no dejo entrar al viejo que me golpea la puerta

Transcurre volando cuando se lo disfruta sin permiso

Es un deleite en buena compañía

Es perverso cuando hablamos con el espejo

Tan lleno de olvido, fracasos y suspiros… circunstancias que en definitiva nos hacen realmente humanos y que nos obligan a creer en cuentos de hadas

Es infinito, perfecto y de uso administrativo para nuestro Señor

Y en tu caso sentimental o de miedo

Te invito

Te invito

Al presente

Para burlarnos del futuro

Y esparcir sonrisas

A sepultar el pasado

Y repartir abrazos

A plasmar anhelos

Y superar cuanto haya de sobrevenir

Te invito

A subir la cuesta

Aunque con el porvenir

Vayamos perdiendo la apuesta

A mofarnos del que dirán

Y ridiculizar la necedad de los demás

A juntar soledades

Y no bifurcar el camino

Te invito

A dar pasos arriesgados

Y convertir lo efímero en eterno

A dejar de existir para empezar a vivir

A cruzar el horizonte

Y detener el tiempo

A disfrutar del desatino

Que conlleva desafiar al destino

Y así… vengarnos de Cupido

 

Sucede que

Sucede que a veces

Vago sin rumbo

En el exilio de mi hogar

Preso de mis anhelos

Libre de todo pero no de mí

El verdadero enemigo

Íntimo, inmediato, cotidiano y constante

Sucede que siempre

El principio es de incertidumbre

Nada se puede predecir con exactitud

Busco respuestas

En lugares equivocados

Y soluciones rápidas

Para sueños distantes

Pero sucede también que

Sin saber cómo ni cuándo

Algo me eriza la piel

Y me rescata del naufragio

Aliviando mis pesares

Me señala el lugar preciso

Donde hallar mi esencia

Eternamente dentro mío

El momento indicado

Para arriar la bandera blanca

Y dar tregua a mis ansias

 

Pensándote

Pensándote

Con ilusión incesante

Con pánico justificante

Con convicción triunfante

Pensándote 

Experimento una necesidad

Continua, firme y constante

De escribir a cada instante

Pensándote

A veces la realidad me golpea

Con todas sus fuerzas

Y me deja con miedo

De que mis ilusiones tuerzas

Pensándote

A menudo me llenas de dudas

Y rehúso a jugar con tu fuego

Sabiendo que soy de papel

 

Cosas que me confunden

Prescripción y caducidad

Jurisdicción y competencia

Términos, plazos y condiciones…

que me imponen esos ojos que parecen almendras

Las cuatro virtudes cardinales

Y las siete celestiales

El latido de gradería Norte

Los postulados de Euclides

Lo etéreo de sus respuestas

“Ficciones” y “El Ulises”

El riff de “Comfortably Numb”

Las unidades básicas de medidas del sistema internacional… metro, kilogramo, segundo, kelvin, amperio, mol y candela

Mi musa piel canela

El teorema de Pitágoras

El álgebra de Báldor

Las tinieblas de su silencio

El verano de agosto

Sus mil temores… que me sugieren “no te enamores

Sabina, Serrat, Silvio, Aute e Ismael

“Wish you were here” y “All along the watchtower”

Tan joven y tan viejo

Fernet o ginebra?

La tería del caos

La escala Scoville

La música de Cinema Paradiso

Relaciones paralelas, perpendiculares y oblicuas

El Dios de Spinoza

Escribano y Notario

Pensarle en silencio o con fuerzas y en mayúsculas?

La verdad, su verdad… mi verdad

“El cielo estrellado sobre mí y la ley moral dentro mío”

Si debería conjugar en primera persona del singular, segunda del singular o primera del plural?

Soñar con los ojos abiertos

Cuanto dura el tercer tiempo?

Precio o valor? Derrota o dignidad?

Coraje o cobardía? Cordura o locura?

El principio de incertidumbre

Huir a tiempo o intentar sin importar el tiempo?

La Eva de Adán, la Dafne de Apolo, la Eurídice de Orfeo, la Venus de Marte, la Ariadna de Baco, la Deyanira de Hércules, la Helena de Paris, la Dalila de Sansón, la Josefina de Napoleón, la Beatriz de Dante, la Julieta de Romeo, la Leonora de Poe, la Frida de Diego Rivera, la Bonnie de Clyde, la Gertrudis de Alice, la Nancy de Syd

Victoria y Soledad

En fin…

Gloria y Dolores

Ahora

Ahora es perfecto y siempre lo fue

Porque ahora es siempre

Y siempre fue ahora

El tiempo… ese contendiente

Que pelea instalado en nuestra mente

Confundiéndonos con el ayer y el mañana

Nos turba el ahora y nos aflige el presente

Ahora es perfecto y siempre lo fue

El tiempo… ese enemigo insolente

Habitual, cotidiano y persistente

Que te hace creer que ya no eres adolescente

Y que la resaca es permanente

Ahora es perfecto y siempre lo fue

El tiempo… que no quiere verte de repente

Levantando la frente

Arriesgándote sin ser prudente

En 8 minutos 17 segundos hay que cerrar algunas llaves de paso

Y avanzar hacia lo evidente

Ahora es perfecto, siempre lo fue

Y siempre lo será

Entre estrellas y cigarrillos

Sentir el rocío de la hierba en los pies

Escuchar la noche, mirar las estrellas

Un cigarrillo y otro más

Cada estrella tiene su nombre

Sin embargo, todavía no sé si será mía

Un cigarrillo y otro más

Me corresponderá?

Me brillará incluso de día?

Un cigarrillo y otro más

Intentaré con algún verso

Ganarme su universo

Luego de tantas dudas creo que

Soy mejor fumador que amante o escritor

Conociendo a una amiga

Estoy conociendo a una amiga… Percibo que dentro suyo late con vigor el corazón puro y transparente de una niña, que vanamente quiere ocultar en la apariencia de una fuerte personalidad

Estoy conociendo a una amiga que no es una más del montón

Desacertadamente cree que en su vida no hay espacio para otro corazón

Estoy conociendo a una amiga íntegra, sincera, franca, frontal, sin dobleces, de una sola pieza

Su dignidad no admite prueba en contra

Ella es así desde siempre y por siempre lo será

Trato de convencerla -a menudo sin éxito- de que soy puerto seguro donde recalar en sus días de tormenta  

Crea tu sitio web con WordPress.com
Empieza ahora